D-2414 Faro de Punta Tarifa

D-2414 Faro de Punta Tarifa

FARO DE TARIFA
Número Nacional 20080
Latitud 36º 00,10N
Longitud 005º 36,50W
Habitada No
Visitable No
Notas DGPS.- RACON (C) 20 M

Datos Técnicos: Señal Luminosa
Nº Internacional D-2414
Tipo de Marca TORRE CILINDRICA BLANCA
Altura del Plano Focal (m) 41
Altura del Soporte (m) 33
Características de la Luz GpD(3)
Ritmo de la Luz L 0,4 oc 1,8 L 0,4 oc 1,8 L 0,4 oc 5,2
Periodo de la luz (s) 10.0

farotarifa6810

Color de la Luz BLANCO-ROJO
Sector 113º B 089º R (sobre Bajo Los Cabezos) 113º
Alcance Nominal Nocturno (MN) B26 - R18
Estado En Servicio

Datos Técnicos: Señal DGPS
Identificador de la Estación 512
Frecuencia (KHz) 302.5
Alcance (MN) 180
Intensidad de Campo (uV/m) 75
Velocidad de Transmisión (baudios) 100
Estado En Servicio

Datos Técnicos: Señal RACON
Identificador (MORSE) C
Identificador de Radioseñal 1090
Tipo Frecuencia Ágil
Bandas S,X
Distancia de Reconocimiento (m) 20.0
Estado En Servicio

La historia del faro de Tarifa es la de uno de los escasos faros existentes en las costas españolas antes del Plan General de Alumbrado de 1847, fue el segundo que se construyó en la provincia, bastante después del ya desaparecido Faro de San Sebastián en Cádiz y, aún así, el primero que habría de alumbrar las costas del Estrecho de Gibraltar. El 30 de mayo de 1822, la Gaceta de Madrid anunciaba el encendido del nuevo fanal giratorio de Tarifa, situado en la torre de su isla, a 135 pies (14) de altura y que se podría distinguir a 11 leguas de distancia.

Para que otra luz iluminara el Estrecho habría que esperar hasta el 26 de abril de 1838, fecha en la que el gobernador de Gibraltar, Sir Alexander Woodford, ponía la primera piedra del nuevo faro emplazado en el extremo sur del Peñón, a 49 metros sobre el nivel del mar. Construído con la ayuda de la Orden Masónica de Gibraltar, el faro de Punta Europa se inauguraría el 1 de agosto de 1841. Se convertía así en el más meridional del Trinity House Lighthouse y en el segundo que habría de iluminar las aguas del Estrecho tras el de Tarifa, que ya lo venía haciendo desde un cuarto de siglo antes.
El 1 de septiembre de 1855 entraba en servicio el nuevo foco luminoso de Tarifa, que quedó elevado 39’71 m sobre el nivel medio del mar y que produciría una luz blanca fija, visible en todas direcciones a la distancia de 23 millas y con una lámpara mecánica de aceite, atendida ahora por dos torreros.
El faro de Punta Almina se encendería dos meses más tarde.
Con el faro de Tarifa (1815) y los de Punta Europa (1841), Ceuta (1855) y Trafalgar (1862), quedaba la costa bastante iluminada salvo la falta de una luz de recalada en la costa marroquí de Cabo Espartel. Ésta se había solicitado en numerosas ocasiones al sultán de aquel territorio, pero sin éxito. Para solucionar el problema se decidió que aunque la construcción se llevase a efecto a cargo del sultán, los gastos de mantenimiento serían costeados por España, Austria, Bélgica, Estados Unidos, Francia, Gran Bretaña, Italia, Países Bajos, Portugal y Suecia, ratificándose un convenio internacional el 14 de febrero de 1867. Edificado por Francia, se había terminado a finales del año 1865, dándosele la misma apariencia que el de Tarifa, provocando numerosas equivocaciones y naufragio. España acabó cediendo, y entre otras soluciones, se decidió que la luz de Tarifa sería fija pero de color rojo.
Con la electrificación del año 1967, una lámpara de incandescencia de 3.000 W iluminaría el faro principal dándole 2.200.000 candelas de potencia y un alcance de 27 millas nominales. También se electrificó la farola de luz roja de "los Cabezos", suprimiéndose la linterna exterior y colocándose una nueva óptica dióptrica-catóptrica de 250 mm de distancia focal, montada sobre un pedestal fijo y suministrada por la casa B.B.T., con lámpara de 500 W, que arroja la luz por un hueco de la torre de forma parecida a la de Punta Paloma (50). Ese mismo año se habría reemplazado también la linterna del faro por otra cilíndrica de montantes helicoidales y 3’75 m de diámetro construida por la Maquinista Valenciana (51).
En 1973 comenzó a funcionar un radiofaro circular Marconi del tipo LB-100 con 200 W de potencia y 50 millas de alcance con el indicativo "D" en código Morse, dotándosele también de una baliza de radar Racon de barrido lento, que sería sustituida por otra de frecuencia ágil. Y un año después, el 1 de julio de 1974, se producía la aprobación técnica del proyecto para la que es la actual linterna, motorreductor y alarma de rotación. Su adjudicación, por un presupuesto de 2.970.000 pesetas, se produjo el 25 de enero de 1975, quedando terminada el 31 de diciembre siguiente. Inmediatamente se hizo el proyecto de reforma del torreón o último cuerpo de la torre-faro para el montaje de la linterna, obra que sería realizada el 31 de marzo de 1976 por Balizamientos Marítimos, S.A. (52).